1. Confía en tus ideas
La música es en buena parte cuestión de creatividad. Desarrolla tus ideas hasta el final. A veces estarás satisfecho con el resultado, a veces no, pero esta es la manera para avanzar.

2. Escucha todo tipo de música
Hay cosas por aprender en todas partes. Además, si te vas a dedicar a grabar y mezclar para otros, es importante tener referencias en varios estilos.

3. No desprecies las producciones más comerciales por cuestiones de ego
Estas producciones que escuchan millones de personas seguramente te pueden enseñar alguna cosa.

4. La música es cuestión de emoción, no de perfección
Eso. Nuestra posición de ingenieros de sonido nos hace perder a veces de vista el objetivo principal de una grabación musical. Seamos ingenieros puros, ingenieros-productores, músicos que se encargan de una grabación, el foco siempre tiene que ser el de la emoción que conseguimos transmitir a través de la grabación. Conscientemente o no, es eso lo que le llega a la gente cuando escucha música.

5. Menos es más
Un tópico que no deja de ser una gran verdad. No tan fácil de aplicar. Aquí, la experiencia y los años nos ayudaran a creérnoslo.

6. Trabaja con unos buenos monitores y/o auriculares
Los detalles importan! La respuesta en frecuencia importa!

7. Pon tus herramientas al servicio de tus producciones, no al contrario
Encuentra primero los problemas y luego las herramientas para arreglarlos. No busques que problemas pueden arreglar tus herramientas.

8. Aprende a conocer tus herramientas
Se puede hacer mucho con poco. Aquí la cuestión es conocer a fondo tus herramientas para sacarles el máximo partido. Toca botones y escucha lo que puedes conseguir. Sé técnicamente creativo, experimenta y no te conformes con los sonidos y presets que tiene todo el mundo…

9. La calidad de tus producciones no depende de lo que te gastes en material
La historia de la música grabada está llena de grandes discos producidos con unos medios increíbles y de discos aun más grandes producidos con cuatro cacharros.

10. Cuida tu entorno de trabajo
Intenta que tu lugar de trabajo sea un sitio agradable para ti y para los que trabajen contigo. Cuida también la acústica, cosa que te ayudará a mejorar tus grabaciones y mezclas y que minimizará el cansancio auditivo.

11. La teoría es un mapa que te puede ayudar a avanzar
Tener conocimientos teóricos no es imprescindible pero te puede ayudar a entender cosas más rápidamente e incluso a desarrollar tu creatividad.

12. La practica es lo que te hace avanzar
Eso sí, tener conocimientos teóricos no es suficiente. Lo que realmente te hará avanzar es la practica. Así que practica, practica y practica…

13. Lee, escucha o mira entrevistas de grandes productores e ingenieros de sonido
Como en todo, una de las fuentes del aprendizaje es interesarse por lo que han hecho profesionales reconocidos.

14. Cuando compares tu trabajo con el de reconocidos profesionales, no te deprimas
Ingenieros y productores con 20 años más de experiencia y acceso a medios 100 veces superiores a los tuyos seguramente sonaran mejor que tú. Es normal, no pasa nada…

15. Rompe las reglas, te ayudara a entender cuando las tienes que seguir
Incluso si a veces hay que romperlas, las reglas son importantes. Lo que pasa es que no es suficiente que te lo digan. Uno tiene que convencerse por su propia experiencia y para eso, nada mejor que practicar, experimentar y equivocarse.

16. Cómprate una buena silla y no comas siempre bocadillos
Cuida tu salud en general…

17. Valora y haz valorar tu trabajo
Escucha y analiza tus producciones con perspectiva. Mientras estés trabajando, haz pausas, vuelve a escuchar con el oído descansado, pídeles su opinión a colegas, familiares, profesionales…

18. Aprende a ser un buen psicólogo
Para todo trabajo en equipo, la psicología es un factor importante. En una disciplina artística, como es la producción musical, la buena gestión de los aspectos psicológicos puede ser una condición imprescindible para el desarrollo exitoso de un proyecto. Una tarea a veces tan complicada como apasionante que ningún productor debería descuidar.

19. Sé exigente
Intenta sacar lo mejor de ti y de los demás. Si algo no funciona, no lo dejes pasar por pereza! Eso si, intenta sacar lo mejor pero no lo imposible.

20. Disfruta con lo que haces
Lo más probable es que no te hagas rico…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

borrar formularioEnviar